martes, 7 de marzo de 2006

Mala gestión del Parque Natural de Monfragüe

Ante la propuesta de convertir Monfragüe en Parque Nacional desde Ecologistas en Acción de Extremadura se piden medidas para que en el futuro Parque Nacional no se reproduzcan y se solucionen los graves problemas de gestión que se han detectado en el Parque Natural. En este sentido consideran que la propuesta de la Junta de Extremadura no aporta las medidas necesarias para afrontar adecuadamente los problemas de conservación que sufren las especies y espacios de Monfragüe e incluso contiene aspectos que constituyen un retroceso.

Desde Ecologistas en Acción de Extremadura vienen denunciando múltiples hechos que para ellos muestran una nefasta política en la gestión del parque natural que está conduciendo a un deterioro cada vez mayor del mismo e incluso destacan la situación del Lince Ibérico en Monfragüe que se ha rarificado en los últimos años e incluso puede haber desaparecido.

Aliseda encementada en la Fuente de los tres caños (Monfragüe)

Arroyos encementados, el asfalto cada vez más presente en el parque natural Desde Ecologistas en Acción de Extremadura consideran incomprensible que en 2005 se haya procedido al asfaltado de la subida al Castillo de Monfragüe o de la fuente del Francés, todo esto se añade al disparate de encementar la aliseda de la fuente de los tres caños, un hábitat prioritario del Parque Natural, supuestamente con la justificación de mejorar el uso turístico del parque natural y según parece en parte debido a las presiones de algunos ayuntamientos del parque. Consideran un disparate y un error de concepto el intentar favorecer las visitas a un porque natural degradando sus valores naturales y consideran imprescindible que la gestión del parque sea más independiente de los políticos locales e incluso regionales, que a veces no parecen ser conscientes de la importancia de los valores naturales que deberían intentar conservar para toda la humanidad.

Estas actuaciones injustificadas creen que deberían hacer reflexionar, sobre como influye sobre el medio ambiente algunos egoísmos locales o de los propietarios particulares, sólo desde esta perspectiva entienden además la deplorable actitud de algunos representantes de ASAJA que se oponen, recurriendo incluso a insultar a la ministra de medio ambiente, al imprescindible aumento significativo de la superficie del parque, desde Ecologistas en Acción de Extremadura siguen sin comprender porque se ha reducido respecto a la propuesta de 1994 y esperan una ampliación significativa en la propuesta definitiva de Parque Nacional.

Por otra parte, critican la hipocresía de la política del PSOE extremeño que de cara a los medios dice una cosa y después hace lo contrario, o se contradicen las declaraciones de sus responsables, así mientras el Consejero Manuel Amigo ha declarado que pretenden promover el turismo ornitológico, que se dirige a "gente que le gusta mancharse los zapatos de barro para ir al campo, para disfrutar de él y para ver a las aves", se consienten y subvencionan estas obras e incluso el Consejero de Agricultura y Medio Ambiente en declaraciones a los medios ha indicado como una de sus prioridades mejorar los accesos al parque con los fondos que se reciban para el parque nacional.

Fuente del Frances asfaltada en 2005

Este afán desmedido por las infraestructuras preocupa especialmente a Ecologistas en Acción de Extremadura teniendo en cuenta como se realizan las obras en el entorno, donde se arrancaron innecesariamente cientos de encinas en la carretera Trujillo Plasencia, algunas de las cuales hoy en día están rebrotando o que se permiten flagrantes y totalmente injustificados incumplimientos de las medidas correctoras, como en la Autovía Plasencia-Navalmoral, donde pese a que en la declaración de impacto, ya de por si bastante deficiente, se decía que se tenían que plantar especies autóctonas, sin embargo, se pueden ver cientos de pinos en zonas donde las especies autóctonas que existen son encinas o alcornoques, se han plantado plátanos e incluso se observan jardineras con especies tan poco autóctonas como la palmeras.

Palmeras y otras especies alóctonas en jardinera autovía Navalmoral - Plasencia Foto Julio 2005


Contaminación de los ríos Otro aspecto que consideran no se gestiona adecuadamente es la calidad del agua y sorprende a Ecologistas en Acción de Extremadura la pasividad ante la contaminación de los cauces que atraviesan el parque natural, aspecto por el cual ya se han realizado varias denuncias desde este colectivo, en este sentido, además del deplorable estado del río Tajo con importantes procesos de eutrofización que ha alcanzado un nivel espectacular en verano de 2005 mencionan el deficiente funcionamiento de la EDAR de Malpartida de Plasencia que provoca la contaminación del arroyo Calzones, que es uno de los cauces fluviales más importantes del Parque Natural por sus valores ecológicos.

Eutrofización en Monfragüe

3 comentarios:

Luismi dijo...

Aunque imagino ya lo habéis visto las plantas tan raras y poco autóctonas de las jardineras de la autovía se han secado, esperemos que ahora lo que planten sea autóctono.
Por otra parte el asfalto de la Fuente del Francés, de bastante mala calidad se está perdiendo.
A ver si el ahora Parque Nacional lo cuidan más.

Monsfragorum dijo...

Luismi leo tu comentario 3 años después y la gestión lejos de mejorar yo diría que ha empeorado.

H dijo...

Viendo estas actuaciones, no sé como no se os quitan las ganas de pedir que la sierra de San Pedro la declaren parque nacional, está claro quedicha sierra merece una consideración especial de conservación y repoblación, sobre todo de árbole de ribera y bosques riparios, aunque hacen falta muchas más cosas como la sobreexplotación cinegética y demás, pero parque nacional, no considero que sea la elección acertada para esta sierra. De paso decir que las administraciones se hartan de decir que monfragüe es de los mejores sitios para ver bosque mediterráneo y hay una cantidad grande de pinos de repoblación y muchas zonas están recién replantadas, aún con vegetación autóctona, pero con los típicos bancales de repoblación, conserven lo que tienen y dejen al bosque seguir su curso, que les gustan controlar demasiado.