sábado, 23 de mayo de 2020

En el Día Internacional de la Biodiversidad la Diputación de Badajoz rocía con herbicidas las cunetas de carreteras con elevada biodiversidad en Táliga


En el Día Internacional de la Biodiversidad la Diputación de Badajoz continúa utilizando herbicidas en las cunetas de carreteras plenas de naturaleza en Táliga

Mientras la propia Diputación desarrolla proyectos de conservación de la biodiversidad y publicita el día Internacional de la Biodiversidad en otras áreas de esa misma administración pública, sus vehículos de mantenimiento de carreteras fumigan con herbicidas las cunetas de la carretera Ba-139 en Táliga, muchas cunetas están plenas de vida, espectaculares y con una elevada riqueza biológica. Los paisajes por donde discurre esta carretera se cuentan entre los más bellos de Extremadura. Unas dehesas únicas cubriendo los valles próximos a las Sierras de Alor y a la de Montelongo ambas incluidas en un Espacio Protegido incluido en la Red Natura 2000 de la Unión Europea.

Se da la circunstancia de que algunos ciclistas han pasado por la carretera justo después de arrojar los herbicidas y han aspirado estas sustancias tóxicas; consideran increíble que en estos tiempos con tantos problemas sanitarios una administración pública no ponga ningún cuidado en afectar a los ciudadanos directamente mediante las sustancias venenosas arrojadas, como con la contaminación producida sobre los suelos y sobre las aguas de escorrentía en las propias cunetas, desde esta organización recuerdan la necesidad de dejar señalizados estos tratamientos un tiempo prudencial para evitar intoxicaciones de ganado o de personas que recojan plantas para uso alimentario (como espáragos) de las cunetas.
Diente de León, Amapola e insecto polinizador aspecto habitual de un fragmento de una cuneta no tratada con herbicida

La amapola es una especie que ha disminuido su presencia por el abuso de los herbicidas


Desde Ecologistas Extremadura piden a las administraciones públicas como la Diputación de Badajoz que dejen de usar estas técnicas tan dañinas para la biodiversidad y se preguntan para qué sirven las políticas de transición ecológica si se sigue contaminando de una forma tan gratuita e inconsciente. Extremadura es una de las regiones más valiosas en biodiversidad de una Europa muy preocupada por el medio ambiente. Si pretendemos ser una potencia turística en este sentido no podemos engañar a la ciudadanía; las administraciones públicas son las que tienen que dar ejemplo al sector privado y a toda la sociedad civil. Y plantean¿De qué sirve gastar un montón de dinero en proyectos "medioambientales" si después se actúa en sentido totalmente contrario?

Achicoria Albina en una cuneta de carretera

lunes, 18 de mayo de 2020

Cientos de organizaciones de 15 países piden a Movistar que no transmita corridas a puerta cerrada y cierre Toro TV


Más de 850 organizaciones procedentes de Europa y Latinoamérica firman una carta dirigida a los presidentes de Telefónica y Movistar Plus. 
A la carta adjuntan un informe jurídico conforme al cual la realización y retransmisión por televisión de corridas de toros sería legalmente inviable. 

La petición se convirtió en un clamor en redes sociales donde más de 17.000 tweets invadieron Twitter en la tarde del domingo 17 de mayo

La Plataforma La Tortura No Es Cultura (LTNEC) y Animal Guardians han dirigido una carta al presidente de telefónica, Jose Mª Álvarez-Pallete y al presidente de Movistar Plus, Sergio Oslé, en el que se les pide que no retransmitan corridas a puerta cerrada en su canal Toro TV y lo cierren definitivamente. La carta está secundada por más de 850 organizaciones de España, (entre las que está Ecologistas Extremadura), Francia, Portugal, Reino Unido, Bélgica, Italia, Holanda, Alemania, México, Colombia, Ecuador, Perú, Uruguay, Costa Rica y Brasil, países donde la teleoperadora española funciona con la marca Movistar, Vivo u O2.


 En la misiva abogan por un arte y una cultura que “celebren la vida y no la muerte, que promuevan la empatía y no la tortura; el arte y la cultura que unen y no dividen a la sociedad, como desgraciadamente lo hace la tauromaquia.” Apelan a datos que demostrarían que la sociedad española está evolucionando hacia una relación más compasiva y respetuosa con los animales, citando el hecho de que “el 84% de los jóvenes no están orgullosos de vivir en un país donde la tauromaquia es una tradición cultural (Ipsos Mori, 2015)1” y la evidencia de la caída de la tauromaquia según las cifras publicadas por los organismos oficiales que muestran que “el número de festejos taurinos en plaza ha caído un 58,4% en la última década2”. 
También destacan que solo el 5,9% de la población acude a corridas de toros, novilladas o rejoneo (Mº. Cultura, 2019)3 , frente a la población que elige música (87,2%), leer (65,8%), cine (57,8%), visitas a monumentos o yacimientos (50,8%), asistencia a exposiciones o galerías de arte (46,7%), bibliotecas (26,8%), etc”. Marta Esteban, directora internacional de Animal Guardians dice: “Tenemos tantas opciones de entretenimiento libres de crueldad, que resulta totalmente injustificable seguir maltratando animales como forma de espectáculo público. Queremos sentirnos orgullosas de Movistar viendo como da un paso hacia la modernidad y los valores éticos de la sociedad en la que vivimos.” Y añade que “así Movistar haría creíble su slogan que afirma que “Compartida, la vida [no la muerte], es más”.

 Las organizaciones apelan a Responsabilidad Social Corporativa, indicando que “un medio de comunicación de masas, al que pueden tener acceso desde sus casas niños, niñas y adolescentes de toda condición, especialmente durante los posibles periodos de confinamiento debidos al Covid-19, debe poner los derechos de la infancia a vivir en una sociedad libre de violencia, así como el interés superior del menor, por delante de cualquier otra prioridad” y recuerdan que el Comité de los Derechos del Niño de Naciones Unidas, en 2018 instó al España a “prohibir la participación de menores de 18 años como toreros o espectadores de eventos taurinos, con el fin de prevenir los efectos perjudiciales que la violencia de estas prácticas crueles tienen sobre la mente y la sensibilidad del desarrollo de la infancia y la adolescencia”.4 . Esta misma recomendación se hizo a Francia, Portugal, México, Colombia, Ecuador y Perú. 1 https://bit.ly/2VRY8xi 2 Estadísticas asuntos taurinos Ministerio Cultura 2018: https://bit.ly/2VNZUj4 ANOET (2014): El mundo del toro está en quiebra. https://bit.ly/2Ymw7js Simón Casas (2018): La economía de la fiesta es insostenible. https://bit.ly/35jMo9Z 3 Encuesta de hábitos y prácticas culturales 2018-19: https://bit.ly/2yTHZ1F 4 https://bit.ly/2Sp21Yu Carmen Ibarlucea, presidenta de la Plataforma La Tortura No Es Cultura (LTNEC) señala: "La responsabilidad social corporativa, en su dimensión comunitaria, es algo que las empresas de comunicación deben tomar en cuenta en su oferta de contenidos. Los medios de comunicación deben contribuir al desarrollo positivo de las comunidades a las que atienden. Es por eso que apelamos a la responsabilidad de Movistar. Creemos sinceramente que dejar de dar soporte a la violencia real aumentara su prestigio comunitario y la sociedad la contemplara como un sólido aliado en el proceso de mejorar el mundo”. Adjuntan un informe jurídico conforme al cual, según la normativa que es de aplicación -Ley 10/1991, de 4 de abril, sobre potestades administrativas en materia de espectáculos taurinos y Real Decreto 145/1996, de 2 de febrero, por el que se modifica y da nueva redacción al Reglamento de Espectáculos Taurinos-, no permite el desarrollo de aquellos sin la presencia de público en plaza -sea ésta permanente o portátil o recinto taurino; ya se trate de corridas de toros o de novillos, toreo de rejones, becerradas, festivales taurinos con fines benéficos, toreo cómico y demás espectáculos taurinos-. José P. Cubells, jurista de La Tortura No Es Cultura (LTNEC), afirma: “Son tres los pilares básicos de un festejo taurino en plaza: el toro, el torero y el público, complementados con la figura del Presidente del festejo, sus asesores y colaboradores. Sin público, no sería posible la realización de un evento taurino en plaza conforme a los uso tradicionales y el artículo 70 de la Ley 10/1991. Por ello, la pretensión de realizar festejos taurinos en plaza sin la presencia de público y retransmitirlos en canales televisivos o plataformas de internet, es, legalmente, inviable y, por tanto, no cabe su autorización administrativa en ningún caso.” La publicación de la carta tuvo un enorme reflejo en redes sociales. Durante la tarde del domingo 17 de mayo, más de 17.000 tweets inundaron Twitter, expresando su malestar ante el acuerdo entre Movistar TV, la Fundación Toro de Lidia y el colectivo ANOET para realizar corridas de toros a puerta cerrada para ser emitidas a través del canal temático de la operadora Canal TV. Con la etiqueta #MovistarNoMásToros, los internautas instaron a Movistar a eliminar su programación taurina.

 La misiva finaliza instando a Movistar a que “en un momento como este, fomente los valores de empatía y solidaridad y por tanto elimine la tauromaquia de su programación para dar paso a contenidos que fomenten los valores del mundo nuevo que debemos crear para superar los retos a los que nos enfrenta la pandemia global”.
Viñeta de Paco Catalán, dibujante comprometido en la defensa de los animales

jueves, 14 de mayo de 2020

Ecologistas Extremadura pide a los partidos políticos del congreso el cierre de la Central Nuclear de Almaraz


Ecologistas Extremadura pide al gobierno de España y a todos los partidos de la cámara que apuesten por el cierre de la Central Nuclear de Almaraz cuando se cumplan 40 años de su funcionamiento.

Para esta Asociación se debería priorizar la seguridad y la salud frente a los beneficios económicos de unas empresas privadas, propietarias actuales pese a que las cuantiosas inversiones iniciales fueron del estado, en la actualidad ya existen energías renovables con unos costes incluso menores y que no implican producción de residuos radioactivos ni el riesgo de un accidente nuclear que podría ser terrible y se hace más probable cuantos más años acumula la instalación.


Recuerdan que los reactores de la Central Nuclear de Almaraz se diseñaron para funcionar 40 años, pero además ha estado funcionando por encima de la potencia eléctrica para la que fueron diseñados, en opinión de los ecologistas se han permitido demasiadas excepcionalidades y no consideran lógico alargar la vida útil de reactores con un sobreesfuerzo de potencia.

Desde esta Asociación critican el funcionamiento del Consejo de Seguridad Nuclear y el proceso de redacción de su informe carente de participación ciudadana, lo que les parece chocante en la actualidad, cuando en buena lógica cualquier actividad impactante o peligrosa pasa por un periodo de exposición pública y alegaciones, que las centrales nucleares no tienen, pese a ser quizá las instalaciones más peligrosas que existen, en vista del impacto que han tenido los accidentes de Chernobil o Fukushima expulsando a miles de personas de sus hogares. Creen que este proceso genera una gran indefensión para los ciudadanos y debería reformarse la legislación, pero su principal petición al gobierno de Pedro Sánchez y los partidos que lo han apoyado es que hagan lo que saben que quieren la mayoría de sus votantes, el cierre de esta Central Nuclear cuando terminen los 40 años de uso, para los que se diseñó en su día, y que por tanto no se conceda una nueva licencia de explotación.

Creen que dejarla funcionando más tiempo conlleva riesgos inasumibles, piden un seguro que cubra todas las indemnizaciones y labores millonarias que habría que afrontar en caso de accidente grave y afirman que quienes decidan autorizar esta continuidad deben encontrarse dispuestos a asumir las responsabilidades incluso penales por esta imprudencia que amenaza a toda la península ibérica.

Si la central nuclear continuara plantean que se traslade la sede del CSN (Consejo de Seguridad Nuclear) a Almaraz, con diferencia la mayor central nuclear de España, para garantizar que se puedan hacer las prometidas revisiones, aunque confían poco en la independencia del CSN, si hay nuevas fases de confinamiento no será recomendable hacer desplazamientos entre diferentes provincias y localidades, por ello critican que las revisiones se hagan en los meses más fríos cuando el covid19 puede volver a actuar con más virulencia en 2021 y les parece una prueba más de la arbitrariedad de las decisiones del CSN.

Piden se legisle para prohibir que los miembros del CSN puedan trabajar en las eléctricas o empresas vinculadas con ellas tras salir del CSN, práctica que ya se ha dado en el pasado y temen se pueda repetir,

Desde esta Asociación creen que los máximos responsables de los partidos políticos que han gobernado Extremadura deberían explicar qué ha pasado con el cambio de la sede social de las eléctricas a Extremadura, que pusieron en su día como condición el PSOE y PP extremeños para el mantenimiento de la Central Nuclear, la mayoría de los beneficios económicos e impuestos no repercuten en las comarcas del entorno que si sufren el riesgo y las emisiones radioactivas, sino en las ubicaciones de sus sedes y en los accionistas de estas empresas.

Desde Ecologistas Extremadura piden a los ciudadanos que abandonen a estas compañías que ponen en riesgo nuestra seguridad y se cambien a otras comercializadoras que no produzcan energía nuclear y que sean más responsables socialmente y mejor aún que, si pueden, opten por el autoconsumo.

Vivienda desconectada de la red que obtiene su energía eléctrica de fuentes renovables amortizadas a los 7 años de su instalación

Ante la situación de dificultades económicas que se prevé por la indicencia del COVID19 han pedido recortes sustanciales en los gastos injustificados del CSN, entre otros los abultados sueldos que disfrutan sus consejeros y el presidente con rango de ministro, un sueldo de unos 100.000 euros, coche oficial y asistentes.

Por último piden que se investigue si se siguen dando las prácticas de obsequios y regalos de cestas de la central nuclear especialmente a políticos, que les parecen prácticas corruptas que deberían ser sancionadas y evitadas a toda costa en un estado democrático.

Una de las muchas manifestaciones por el cierre de la Central Nuclear de Almaraz

martes, 5 de mayo de 2020

Más de 500 colectivos envían una carta al gobierno pidiendo no haya fondos públicos para la tauromaquia

Imagen que contiene captura de pantalla, pájaro

Descripción generada automáticamente
Madrid 4 de mayo de 2020. Más de quinientas entidades diversas, entre protectoras, ecologistas, feministas, colectivos veterinarios, pensionistas, empresas, y organizaciones europeas firman una carta abierta al gobierno de coalición para hacerle llegar su inquietud respecto a las posibles ayudas a la actividad taurina.


En una carta dirigida al gobierno, de entre los más de 500 firmantes, la mayoría son protectoras de animales y santuarios de toda la geografía española que, durante la pandemia, han ofrecido sus centros para acoger a los animales de las personas enfermas por Covid-19, personas sin hogar o víctimas de violencia de género. También firman veterinarios que han estado en primera línea para no dejar atrás a los animales. Pero igualmente destacan colectivos como la Plataforma de Pensionistas de España por la Dignidad o distintos colectivos feministas.



En la carta se hace referencia al momento de crisis social y económica provocada por el coronavirus “que aboca a una desgarradora recesión económica” y continúan, “es cuando los valores éticos cobran mayor importancia.” Señalan que “las dificultades pueden servir para hacernos mejores” y abogan por “valores que cohesionan a una sociedad, como la solidaridad y la empatía; también hacia aquellos que no tiene voz para defenderse, pues es evidente que, cuando el ser humano busca solo su propio beneficio e ignora a los demás habitantes del planeta, la Tierra se defiende.”

Las entidades aportan dos anexos elaborados por AVATMA (Asociación de Veterinarios Abolicionistas de la Tauromaquia y del Maltrato Animal). El primero “Situación de la Tauromaquia en España” habla del empleo que genera este sector, que, según afirma, “es escaso, temporal y endogámico, resultando patente que el sector taurino debería contar actualmente con otras fuentes de ingresos, más allá de esta actividad específica, para poder adaptarse al evidente declive que padecen”.
José Enrique Zaldívar, presidente de AVATMA, señala: “Queremos llamar la atención sobre lo que recoge el convenio laboral del sector y hacer especial hincapié en las diversas categorías en las que se encuadran los “jefes de cuadrilla”, es decir, toreros, rejoneadores y novilleros. En función de su categoría o grupo, A, B o C, estos profesionales tienen determinadas obligaciones en cuanto a la contratación de sus cuadrillas (picadores, banderilleros, y mozos de espadas). Son ellos los que tienen la obligación de cubrir todos los gastos de sus subalternos y pagar sus nóminas, mientras que, aquellos, son contratados por los empresarios que explotan los cosos taurinos. Durante 2020, solo 6 toreros, 2 rejoneadores y ningún novillero, habrían estado obligados a contratar una cuadrilla completa (6 personas) para toda la temporada. La cifra total de estos profesionales, “jefes de cuadrilla”, que trabajaron durante 2019, fue de 385, eso sí, con una importante disparidad de ocupación, porque la mayoría de ellos, apenas estuvieron presentes en 1 o 2 festejos. Estos datos indican la volatilidad laboral que genera el sector taurino.”
Alessandro Zara, vocal de La Tortura No Es Cultura, advierte que se han anunciado ayudas como la reducción al IVA propuesto por la CCAA Madrid, y en Andalucía se habla de ayudas directas.
En la misiva, los colectivos mencionan la evolución de la sociedad hacia el fin de la tauromaquia, con un 84% de jóvenes que declaran no están orgullosos de vivir en un país donde la tauromaquia es una tradición cultural (Ipsos Mori, 2015) –, las cifras publicadas por los organismos oficiales –el número de festejos taurinos en plaza ha caído un 58,4% en la última década- y las encuestas, que muestran que el 78% de la ciudadanía española se opone a que se subvencione la tauromaquia con dinero público (YouGov, 2018) Por ello se preguntan “¿Por qué se ignora este sentir popular?”


Marta Esteban, de Animal Guardians señala: ¿Por qué invertir fondos públicos tan preciados y necesarios en este momento, en una actividad abocada a la desaparición? ¿No sería más sensato invertirlos en proyectos de reconversión de las actividades taurinas hacia otras que no vayan a desaparecer en un futuro no lejano? Si realmente se quiere echar una mano a las personas de este sector, esa sería la mejor ayuda. Invertir en tauromaquia es como invertir en máquinas de escribir”

Captura de pantalla de un celular

Descripción generada automáticamente


La carta al Gobierno también hace referencia a las indicaciones recibidas por nuestro país de parte de Comité de los Derechos del Niño de Naciones Unidas, en 2018, cuando instó a “prohibir la participación de menores de 18 años como toreros o espectadores de eventos taurinos, con el fin de prevenir los efectos perjudiciales que la violencia de estas prácticas crueles tienen sobre la mente y la sensibilidad del desarrollo de la infancia y la adolescencia.”


Carmen Ibarlucea, Presidenta de La Tortura No Es Cultura dice: “Con esta carta exigimos total transparencia por parte del Gobierno y el resto de administraciones públicas sobre cualquier ayuda o subvención que se destine al sector de la tauromaquia. Llevamos muchos años de oscurantismo. Sabemos que les llega mucho dinero público por vías indirectas, mientras no dejan de lamentarse por las pérdidas en los medios de comunicación.

La carta hace un recorrido por la demanda social de actividades culturales, donde la música (87,2%), la lectura (65,8%) y el cine (57,8%) son las más demandadas, seguidas de las visitas a monumentos o yacimientos (50,8%), asistencia a exposiciones o galerías de arte (46,7%), bibliotecas (26,8%), etc., mientras que las corridas de toros solo son demandadas por un 5,9% de la población (Mº. Cultura, 2019) y señalan que sería difícil de entender que las últimas recibiesen tanto o más que las primeras.


En la carta se mencionan también ayudas indirectas a la industria taurina, como el dinero que llega desde la Unión Europea a través PAC (Política Agrícola Común) y recuerda al Gobierno el enorme rechazo por parte de la gran mayoría de los eurodiputados a que se destine a sostener el ganado de lidia, expresado en la votación realizada en 2015, con 438 votos a favor de eliminarlas, 199 en contra y 50 abstenciones.


Para terminar, estas más de quinientas organizaciones hacen un llamamiento para trabajar en la actualización de la legislación que manera que se dé libertad a las Comunidades Autónomas para regular y mantener o no las expresiones culturales de acuerdo con el deseo de la mayoría social. 
Enlace de acceso a la carta: https://bit.ly/2WtOe4j