miércoles, 19 de mayo de 2021

Satisfacción en Ecologistas Extremadura tras 16 meses sin monterías ni suelta de rehalas dentro del Parque Nacional de Monfragüe

Desde Ecologistas Extremadura han querido recalcar su satisfacción por los cambios en la gestión de la población de ungulados que afirman ya está redundando positivamente en la fauna silvestre.

La mayor tranquilidad de los animales al no realizarse sueltas masivas de perros desde diciembre de 2019 afirman que mejora las sensaciones del visitante, que puede disfrutar más de la observación y fotografía de grandes animales en el Parque Nacional de Monfragüe y garantizan menos daños al ecosistema.

Monfragüe desde el Cerro Gimio
 

Entre otros aspectos positivos recuerdan que ya no se dispara con munición de plomo que quedaba dispersa dentro del Parque Nacional y se evita el ataque a depredadores y otras especies protegidas por parte de los perros, para esta organización es complicado evaluar cuantos animales de especies protegidas eran molestadas o incluso matadas por los perros, pero se ha constatado en la especie más estudiada, el lince ibérico que llevan radiotransmisores la muerte de al menos dos ejemplares por este motivo en el estado español en los últimos años, aunque si bien no parece una cantidad muy abultada es intolerable que esto pudiera pasar dentro de un Parque Nacional por lo que consideran mucho más acertado haber aplicado el actual método de control, frente a las acciones de control tipo montería con suelta de rehalas en las que es imposible garantizar que los perros no ataquen a especies protegidas.

Esta organización en su día abogó porque se primaran los métodos de control poblacional no letales y confían que tras una transición con controles más selectivos (por las medidas que impone sanidad para el control de la tuberculosis especialmente en jabalí), los actuales métodos de control, entre otros cercones y cajas trampa especialmente diseñados para este propósito y que se llevan usando 5 años, suponen un sufrimiento infinitamente menor para los animales que los que conlleva una montería, especialmente los agarres que dan lugar a secuencias dantescas no aptas para personas sensibles al sufrimiento animal y en este sentido lamentan la hipócrita campaña de Fedexcaza que puede confundir a la opinión pública con una supuesta preocupación animalista de la Federación de Caza extremeña.

Desde esta organización vuelven a pedir que no se permita la alimentación suplementaria que pueda aprovechar el jabalí, aumentando  su población y controlar en lo posible que estos animales no accedan al pienso ni al agua del ganado porque ahí puede haber transmisión de patologías como la tuberculosis.

Fedexcaza en el colmo del esperpento para los ecologistas ha recalcado que algunas hembras están preñadas durante los controles en este sentido desde Ecologistas recuerdan que la mayoría de hembras que se matan en monterías lo están en el caso de las ciervas ya que, como la mayoría de la población sabe, son fecundadas por los ciervos en la berrea, justo antes de la temporada de caza y en el caso del jabalí son tan prolíficas que pueden estar embarazadas o pariendo prácticamente todo el año, recuerdan que FEDEXCAZA no le ha importado los partos de las jabalinas para solicitar que este año aumentará el período hábil de batidas, pese a la oposición ecologista, en muchas de estas batidas, como era previsible han muerto hembras con rayones pequeños, pero esto no ha preocupado a Fedexcaza cuyo único propósito parece ser la vuelta de las monterías con rehalas al Parque Nacional de Monfragüe, no evitar el sufrimiento animal que conlleva su actividad cinegética.

Desde Ecologistas Extremadura tras recabar información de fuentes fiables afirman que las acciones de control actuales en el Parque Nacional de Monfragüe se dirigen a reducir la población de jabalíes, aunque accidentalmente cae alguna hembra de ciervo en las trampas, el 90% de los animales capturados son jabalíes y que además en ningún caso han afectado negativamente a ninguna especie protegida.

Arroyo Barbaón en Parque Nacional de Monfragüe

 Desde Ecologistas Extremadura confían en que, como dispone la normativa estatal actual y recomendó el defensor del pueblo con una impecable argumentación científica y legal, no se vuelvan a realizar nunca más acciones tipo montería con suelta de rehalas dentro del Parque Nacional en las que además al desarrollarse en terrenos donde está prohibida la caza, por lo tanto no pagaban los impuestos como todos los demás acotados y cazadores de Extremadura y duda que se declararan fiscalmente los beneficios, ya que habitualmente se vendían los puestos o se cazaba gratis por parte de algunos cazadores, todo ello constituía una competencia desleal para otras explotaciones cinegéticas de la región, a esto parece que quiere volver la Federación de Caza, varios cazadores en contra de estas monterías han contactado con Ecologistas Extremadura preocupados y han mandado diverso material como audios, noticias,....

Los medios de control de ungulados que se emplean actualmente no sólo son más selectivos sino que también suponen el mínimo riesgo de daños para otras especies de fauna y flora que deben protegerse. En este sentido aplauden la sustitución de la montería con suelta de rehalas como modalidad cinegética que era habitual para el control de las poblaciones de ungulados en el Parque Nacional de Monfragüe por otros medios selectivos con menos riesgo potencial, para la preservación de la fauna y la flora.

Desde Ecologistas Extremadura han pedido a la Consejería de Agricultura a que aplique para la práctica cinegética la parada biológica que parece demandar la Federación de caza y no se permitan modalidades extremadamente crueles como la caza del zorro con perro en madriguera, la caza del corzo en primavera o las esperas de jabalíes ahora, aunque van a pedir que se aclare y se justifique con informes científicos porque se caza ahora que la mayor parte de cazadores están respetando la parada biológica.

Enlace relacionado:

 




Publicación en DOE plan de acción selectiva de ungulados en Parque Nacional de Monfragüe 2021

 

Desde Ecologistas Extremadura apoyan que esto no se vuelva a repetir dentro del Parque Nacional









3 comentarios:

Jose dijo...

Lo de Fedexcaza es hipocresía pura, Por cierto que la carne de las acciones de control actual van al banco de alimentos, antes en las Monterías comerciales encubiertas se vendía una muestra más del despropósito que quiere recuperar Fedexcaza

Roberto Sánchez dijo...

Una muy buena noticia, estoy deseando ir y a ver si veo algún lince que se están viendo por el Parque Nacional y a ver si pronto llegan los lobos que a mí me encantan y nos pueden hacer la labor de control gratis

Juan Sánchez dijo...

Enhorabuena a todos/as los que hemos luchado para acabar con las monterías en el Parque Nacional de Monfragüe, me parece lamentable que algo tan evidente haya habido que lucharlo, yo firmé vuestra campaña online. Afortunadamente se ha impuesto lo razonable, bien hecho por parte del gobierno regional, aunque también por el estatal y sobre todo por vuestra parte que no habéis dejado de presionar en todo momento, esto ya no tiene vuelta atrás, la opinión pública claramente no comprende que dentro del Parque Nacional pueda haber estos espectáculos, su vuelta ya es impensable.